viernes, 23 de abril de 2010

Un par de versos en viernes.

Romper promesas

He roto mi promesa de silencio y te hablo
escucha mi voz en tus piernas
cerca de tu oreja
donde no podemos hablar
donde solo los ojos pueden permanecer impasibles
donde nuestros gritos ofenden el mundo
allá en las orillas de mi sal
en la razón de tu delirio
y en la agonía de tus manos buscando mi muerte.

Pero escúchame cuando estés solo
con la compañía discreta de tu propia soledad
de tu ansiedad exclusiva de mí.

6 comentarios:

wasarry Say nO MOre dijo...

Olé poeta, Olé!

la pequena arara dijo...

Ese es viejo, como del 2005 más o menos, pero vale para hoy. Por eso lo puse.

José D'Laura dijo...

Pensaba que, en este viernes triste, no se iba a beber. Pero la pena de los versos se exorcisa con alcohol.

Yomy dijo...

Tú rompes promesas y también mis pupilas... me quedo dunda y paralizada cuando te leo y como diría Eduardo Gil, alias Papyn: qué bárbara!!!!
Muah, belby

Anónimo dijo...

Se vale si simplemente digo que me encanta?? en caso de que no, como quiera ya lo dije. TB

Hermes de Paula dijo...

Ja ja ja, ahora mismo hay más de 12 locos aquí en mi mente, no creados por mí, sino por la soledad y otros asuntos astronómicos, pero no me atrevo a pedirle a ninguno que imagine por qué lo pusiste. Lo importante es que estás ahí.

Que todos los dioses me permitan didicarte un poema en público.