martes, 8 de enero de 2013

Pachy Mendez: Entre tablas y celuloide


“El compromiso de interpretar un personaje es más conmigo misma. Te dan a esa persona que no conoces y debes entrar en el alma, el espíritu de ese personaje…”

Las tardes soleadas son propicias para tomarse un café y conversar. Han pasado dos años, ella actuaba en una telenovela juvenil y tenía un bar. En estos 24 meses, luego de laborar en áreas distintas a la actuación, Pachy decidió dedicar un año a su nombre, a su rol de actriz. Volvió a los castings, al envío de demos, al moverse aquí y allá que implica la actuación en estas tierras caribeñas. Hoy, ese año rinde sus frutos en el cine.
Me lo dice frente al Monumento, clásico escenario santiaguero. Con la misma ilusión en la mirada que le sale cuando me comenta sus gestiones en el Gran Teatro del Cibao, donde se propone unir a la gente que hace teatro en la región: hacer que las propuestas teatrales del Cibao se hagan sentir en la edificación que mira al Cerro del Castillo.
Méndez ha puesto su apellido tanto en las tablas como en el celuloide. Y ambos formatos los disfruta con igual intensidad, aunque establece diferencias. “La actuación de cine es del director más que tuya, la de teatro es más tuya que del director.” Y por ser más suya, su Viviana interpretada en la pieza “Enamoradas”, le costó más trabajo porque se alejaba de la casilla que en su trayectoria le habían impuesto. Y le valió también un mayor reconocimiento del público que disfrutó la puesta en escena.
La tarde casi cae, mientras ella termina su café y yo agoto mi lista de preguntas. Pachy mantiene esa jovialidad que la caracteriza y la constancia que la han puesto bajo las luces  (o detrás de las cámaras) de la mayoría de producciones cinematográficas de esta etapa efervescente del cine dominicano. Ese mismo cine al que ella apuesta que no necesitará diez años para evolucionar a donde merece. “Yo no lo pondría tan lejos. De aquí a cinco años va a tener un lugar muy importante en el Caribe y América del Sur.” Y añade: “todo cambiará cuando comencemos a hacer cine de emoción…”

“No me importa el tamaño del papel que me den, siempre que pueda mostrar una faceta distinta como actriz.”

No hay comentarios: